Todo lo que pierdes al no implementar una estrategia de influencer marketing en tu negocio

Influencer Marketing

Para muchas marcas implementar una estrategia de influencer marketing adecuada es el paso previo al éxito. O al fracaso si no se realiza de la manera perfecta. Ese es, en la actualidad, el poder de esta disciplina en muchos de sectores empresariales.

La llegada de la sociedad de la información y la evolución de las redes sociales ha determinado la evolución del marketing. Una de las variedades más buscadas por las compañías y empresas es el influencer marketing.

Por eso, cuando estás al frente de una agencia de marketing para promocionar un producto o un servicio tienes que estar al tanto de las características de esta disciplina. Lo mismo sucede en el otro lado, cuando eres el responsable de ese producto o servicio.

La conclusión es que hay que saber implementar una estrategia de influencer marketing porque es fundamental para aprovechar el poder de los medios y redes sociales. Con ello conseguirás ampliar tus ventas y llegar a los clientes con un mensaje impactante.

De segmentar a influir

segmentación

El marketing de influencia es un tipo de marketing nacido del conjunto de nuevas herramientas y recientes análisis que se fija más en los clientes como personas que en la globalidad del mercado.

Va directo a las personas. Y busca los caminos para llegar a ellas en base a los usuarios a los que siguen y no tanto en la segmentación por edad, sexo, estudios, ingresos económicos o por cualquier otro dato de este tipo utilizados en las campañas de publicidad habituales.

Así, el influencer marketing llega a los usuarios a través de la influencia de otra persona. Y ha demostrado que tiene éxito. Por eso es tan necesario implementar una estrategia de influencer marketing creativa.

Elegir al influencer adecuado es básico

implementar una estrategia de influencer marketing

El objetivo es, por tanto, ser capaces de reconocer a toda aquella persona que es capaz de liderar la opinión. Es decir, quien tenga la habilidad de influenciar a tu posible clientela. A las personas que tienen esta capacidad de influenciar se las denomina influencers. Y son la base esencial para implementar una estrategia de influencer marketing.

A partir de aquí todas las herramientas y estrategias de marketing servirán para lograr trasvasar la influencia que poseen dichos influencers ya identificados. Porque esa es la métrica fundamental: el incremento de las ventas de un producto o servicio concreto.

Lógicamente, hay muchos tipos de influencers. Por ello, para implementar una estrategia de influencer marketing tendrás que elegir de manera sabia. Una tarea que se convierte en clave en esta disciplina porque por mucho que la estrategia sea ideal si no se lanza a través de los influencers adecuados, fracasará con seguridad.

Papá Noel, el influencer de Coca Cola

Santa Claus

El influencer marketing no ha aparecido por casualidad. De la misma forma, los influencers tampoco han emergido de la nada. Si bien es cierto que para implementar una estrategia de influencer marketing tienes que aprovechar todos los avances tecnológicos de la sociedad de la información, también es una buena idea aprovechar la experiencia de los hitos más relevantes del marketing. 

Por ejemplo, para implementar una estrategia de influencer marketing es interesante fijarse en un ejemplo que atesora ya un siglo de historia. Se trata del mítico caso del Papá Noel de Coca Cola. Lo que hicieron fue cambiar la imagen de Papá Noel para asociarle la imagen de la marca.

En efecto, gracias a este personaje, Coca Cola lograba que sus clientes asociaran la marca a los valores que pretendía fijar. Lo que consiguió es convertir la imagen en lo que buscaba. Y, de esta manera, permitía transmitir el valor añadido para pegarlo para siempre a Coca Cola.

Este valor es la felicidad. Beber Coca Cola proporciona un estado de felicidad a quien lo hace. Aquí se encuentra el primer elemento de valor que te pierdes al no implementar una estrategia de influencer marketing: la capacidad de incorporar a tu marca, producto o servicio, el valor añadido que desees.

En el caso de Papá Noel y Coca Cola, el valor de la felicidad. Pero puede ser cualquier otro, como el de la confianza o el de la belleza.

Antes los influencers eran los personajes populares

influencer Marilyn Monroe

De Papá Noel y la Coca Cola en los años veinte del siglo pasado se saltaba a una gran estrella de Holywood. Fue Marilyn Monroe, que en 1953 protagonizó la campaña publicitaria de la compañía Tru-Glo make up. 

La idea de asociar a la reina del glamour con una marca de productos de maquillaje trasladaba un mensaje claro: Cualquier mujer podía ser tan atractiva como Marilyn Monroe si compraba y utilizaba los productos de maquillaje de la marca. 

El paso siguiente fue el del entonces famosísimo en los años setenta Michael Landon y su trabajo con Kodak. El actor había participado en la serie Bonanza, de un éxito incomparable. Y se encontraba en la cumbre de su popularidad con la serie «La casa de la pradera«.

Entonces prestó su imagen para la marca de cámaras de fotografía Kodak. Hasta entonces, los actores y actrices no prestaban su imagen sino en casos más o menos especiales para marcas reputadas. Pero nunca para un objeto de bolsillo como era este tipo de cámara. 

Sin embargo, Michael Landon permitió que se asociara su imagen a las cámaras de fotos de bolsillo. Y Kodak consiguió que los clientes potenciales asociaran los valores de Michael Landon. Es decir, reputación, confianza y éxito. Ya estaba creado el camino para implementar una estrategia de influencer marketing y no perderse nada en el camino.

Y llegaron las redes sociales

implementar una estrategia de influencer marketing: Ellen Degeneres

La llegada de las redes sociales revolucionó todo. Y aceleró las posibilidades del influencer marketing hasta el lugar que ocupa hoy en día. Uno de los mejores ejemplos es el del tuit más influyente de la historia. La presentadora de televisión Ellen Degeneres presentaba la ceremonia de los Oscars del año 2014. En un momento dado se bajó del escenario y empezó a recorrer los pasillos del auditorio. 

Entonces sacó su Note 3, el último lanzamiento en ese momento de un teléfono móvil de la marca Samsung. Citó a un puñado de celebridades que allí se encontraban, como Julia Roberts, Brad Pitt, Angeline Jolie, Jennifer Lawrence, Bradley Cooper o Meryl Streep y, allí mismo, se hicieron un selfie. A día de hoy, es la imagen más famosa de la historia de Twitter.

Nada de todo esto fue una invención, una ocurrencia o una casualidad. Samsung era el patrocinador de la gala de los Oscars del año 2004. Y pagó veinte millones de dólares por este selfie. 

Lo que consiguió Samsung fue un éxito descomunal. Por ejemplo, casi un millar de menciones por minuto en Twitter. O que toda la prensa internacional hablara, y siga hablando, del famoso selfie. Y, sobre todo, logró asociar su imagen a los objetivos que pretendía.

En este caso se asociaba a una nueva forma de comunicación, a que hacerse un selfie y mandarlo por Twitter es algo que mola, que es cool. Que los mejores y más exitosos actores y actrices de Holywood sonríen ante la cámara de un Note 3 de Samsung.

El poder de los líderes de opinión

The People's Choice

Como ves, las bondades de implementar una estrategia de influencer marketing no son algo de hoy en día. De hecho, la importancia de la influencia es parte de la Teoría de la Comunicación. Así, un estudio del año 1940 sobre comunicación política certificaba que «la mayoría de las personas están influenciadas por información de segunda mano y líderes de opinión«.

El trabajo, firmado por Lazarsfeld y Katz, se titula «The People´s Choice«. Y también se conoce como «modelo de flujo de dos pasos«. Es entonces cuando nace el concepto de líder de opinión sobre el que pivota cualquier marca a la hora de implementar una estrategia de influencer marketing. Otra cosa es lo que se defina por influencer.

Los mismos autores antes mencionados escriben que «determinadas ideas llegaban a las masas no solo a través de los medios sino mediante líderes de opinión«. Hablaban de personalidades que eran capaces de influir en la gente a través de sus comportamientos o declaraciones, ideas o intervenciones.

Esto llevaba a que también podían ser capaces de conseguir cambiar la opinión de otros respecto a una idea. Eran capaces de moldear la opinión pública. Fue entonces cuando se potenció la idea de utilizar a los líderes de opinión para mejorar la reputación y la imagen de las marcas.

Por tanto, lo que pierdes al no implementar una estrategia de influencer marketing en tu negocio es incorporar valores como el de la confianza, la reputación y la credibilidad.

Por qué implementar una estrategia de influencer marketing

implementar una estrategia de influencer marketing

Ya se ve claramente todo lo que pierdes al no implementar una estrategia de influencer marketing en tu negocio. Estas son algunas de las pérdidas más notorias:

  • La capacidad de sumar a tu marca, producto o servicio el valor añadido que desees. Sea el de felicidad, la belleza o el glamour.
  • Lograr que la reputación profesional o académica se asocie a tus productos o servicios.
  • Ganar en reputación y credibilidad gracias a la imagen de un influencer.
  • Con una buena estrategia amplías el alcance de tus mensajes gracias a los influencers. Y, además, van dirigidos a un tipo de gente que tiene una relación de confianza con el influencer al que sigue.
  • El propio influencer que trabaja con la marca ayuda a que tus propias redes sociales obtengan más seguidores y, por tanto, influencia.

¿Quieres aprovechar el poder del influencer marketing y conseguir más visibilidad para tu marca? En una plataforma de Branded Content, SEO & Influencer como Coobis podrás descubrir a los influencers que te interesan, conectar con ellos y contar con las métricas perfectas para saber si tu estrategia ha funcionado.

Los más populares